lunes, octubre 15, 2007

Modus operandi de un troll

No señores, no son los trolls de los cuentos ni los de las historias fantásticas, porque hasta eso, algunos son simpaticones y nos caen bien. Los trolls que veremos esta vez, son trolls del internet, que son bichos feos que lo único que buscan es joderle la vida al prójimo, porque no saben como malgastar su “sagrado” tiempo.

Los trolls son conocidos por tratar de crear confusión entre las personas o usuarios de algún lugar, desviar el hilo principal de un tema, provocar flamewars donde ellos son los protagonistas, hacer cualquier tipo de bobería con tal de llamar la atención y también están los clásicos, que son aquellos que lanzan a mas no poder insultos, infamias, ataques etc, etc, etc. Contra otras personas, entre otras cosas.

Pero bien, eso ya todo el mundo se lo sabe al derecho y al revés y por cualquier lado por el que lo vean, pero ahora, veremos que tipos de trolls son los que pululan por el internet y que normalmente los catalogan como “trolls a secas”, pero aquí veremos como se dividen por su modo de operar.


Tipos de trolls:


Troll Pseudo Intelectual

Aquel que trata de escribir sus insultos, dramas, infamias, mentiras, necedades, etc, etc. De una manera inteligente y sofisticada para que muerdan el anzuelo los incautos y terminen cayendo en sus patrañas. Pero a fin de cuentas nadie puede negar la cruz de su parroquia y terminan haciendo lo contrario de lo que inicialmente buscan.

Troll Intelectual

El que siente que nada mas sus chicharrones truenan, porque escribe sus ataques de manera tan inteligente, que solo el se entienden.

Troll Milenario

El que escribe sus ataques con jeroglíficos o algún idioma antiguo, porque no se les entiende nada.

Troll Somnífero

Aquel que se avienta sus ataques como la Biblia porque están igual de largos y que a fin de cuentas ni acabas de leer porque te acaba aburriendo, en el lenguaje del Internet es el clásico Tl;dr. (Too long didn't read)

Troll disco rayado:

El que repite como siete veces la misma tontería o ataque en un review, post, etc.

Troll “yo lo se todo”.

Aquel que se quedo en la edad de piedra o en el medioevo que solo lo que el dice es la verdad y pobre de aquel que no piense como el, porque lo cazan como a un conejo para comérselo o tratar de torturarlo de por vida.

Troll metiche

Nadie lo llamo ni le pidió su opinión, pero eso si, llega exponiendo sus ataques de la manera mas pedante, grosera, etc, etc. Para después salir indignado por como le contestaron.

Troll usurpador

Utilizan el nombre de algún usuario de foro, blog, etc. Para firmar flames y causar confusión entre los mismos usuarios de los sitios.

Troll fugaz.

Aquel que hace alboroto en algún foro, blog, etc. Con algún insulto o incoherencia y que después no se le vuelve a ver jamás.

Troll caja fuerte.

Todos sus flames, ataques, etc, etc, etc. Los hace a puerta cerrada, lejos de los ojos de los mortales, solo el y sus compinches pueden verlos.

Troll trilingüe.

Aquel que muestra sus ataques en tres idiomas diferentes porque quiere internacionalizar y esta orgulloso de ello, también esta el bilingüe.

Troll kamikaze

De hecho todos los trolls son kamikaze se destruyen junto con sus ataques.

Troll porrista - animadora

Aquel que va a defender a su amigo troll con ataques.

Troll ocioso

No tiene en que perder su tiempo, por eso se mete en cuanto pleito ve por el Internet o los provoca.

Troll despistado.

Esta en cuanto pleito o ataque exista, pero no sabe el motivo del pleito o el porque esta ahí.

Troll cómico.

Lejos de molestar con sus ataques y flames, da risa.

Troll digno.

El que piensa que en todos los pleitos sale con la cabeza en alto, de hecho, ningún troll sale con la cabeza en alto de algún lugar.

Troll contradictorio.

El que lanza insultos y flames del contrario, para terminar en el bando que inicialmente flamearon o atacaron.

Y aunque usted no lo quiera creer o no lo crea, también hay trolls artísticos.


Troll literario.

Aquel que trata de usar la literatura, para escribir aberraciones contra la gente.

Troll pintor.

Aquel que se intenta burlar del prójimo mediante fotos, imágenes, dibujos, etc.

Troll cineasta.

Aquel que usa el Windows movie maker para realizar videos perturbadores contra la gente.

Troll dramaturgo.

Su vida es un drama al derecho y al revés, exponiendo sus ataques en cualquier lugar para que todos los vean y llamar la atención.

Troll photoshop.

El que usa el photoshop para hacer desde iconos, imágenes, avatars y a saber que más le maquila su mente retorcida para tratar de burlarse del prójimo.

Y así como existen estos, a cada segundo salen mas descripciones sobre estos monstruos malvados. Y recuerden no dar de comer al troll, si no le dan de comer en su casa, no es nuestra culpa que tampoco lo quieran ahí.

10 comentarios:

Patricia dijo...

Me gustaron las definiciones, conozco algunos que encajan en varias descripciones

Ariquel dijo...

Muy buenos, ahora ya sabre diferenciarlos.

Anónimo dijo...

no tenia idea que existian tantos, me diverti leyendolos, me agrada tu blog.

lirio dijo...

lol

Muy buenos, a mi ha pasado lo del usurpador fue una experiencia fea, pero bueno ya es pasado.

Anónimo dijo...

si te dijera la cantidad de gente que conozco que se parecen a los que mencionas, ni termino.
muy buenas definiciones

rositas dijo...

de esos siempre habra miles en el internet, ni modo, se tiene que lidiar con pestes de este tipo

Juan dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Astarot dijo...

Te faltó el que dice que escribe libros, gana premios, y que sólo escribe bien cuando le pegan, digo le pagan.

¿Cómo llamarías a ese troll?

Anónimo dijo...

T FALTO EL TROLL KEJUMBROSO K D TODO C KEJA, KOMO TU VIEJA ESTUPIDA. TU BLOG ES PORKERIA PURA DBRIAS PGART UN TIRO PUTA

CN KRINO
D MI

Alex. dijo...

Repulsivos, si. Qué se le va a hacer.

Chica, tu eres mejor que la RAE, no sabía que había tantas definiciones de estúpidos diferentes, digo... "Trolls" (Gilipollas, al fin y al cabo).

Pero, bueno, hasta tu blog tiene el suyo propio: Anónimo; que parece que te quiere, pero te llama puta (luego me dirán que no son gilipollas).

En fin... Lamentable.

Pero tú, en serio, mereces un pedestal o algo.